¿Por qué me gusta ser Analista Digital?

Llevo tiempo queriendo escribir un post sobre este tema. Tenía un borrador escrito desde hace algún tiempo, que de vez en cuando modificaba y que sin embargo, no tenía la confianza de publicar. Supongo que quizás en aquel momento no tenía la perspectiva suficiente, como la que puedo tener ahora, después de más de dos años de experiencia en este nuevo mundo, y que me llenó de energía.


Me gustó releer esas primeras palabras en las que plasmaba entusiasmada cómo esta nueva profesión me permitía desarrollar habilidades / capacidades que no lo había podido hasta el momento y que tanto me gustaban. Cómo al final para mi persona, ha sido una gran puerta para encontrar el camino para desarrollarme y evolucionar.



En concreto, contaba cómo podía hacer uso de los números para descubrir, pero también de las palabras para comunicar las conclusiones, bien por escrito o de forma verbal. De la oportunidad de aprender a programar o utilizar distintas herramientas de visualización, hasta poder desarrollar la creatividad. Me hizo gracia la forma en que lo contaba.

Al final, han sido más de dos años de experiencia vivida lo que me han moldeado como analista. Tanto para los que han empezado antes o empiezan después, creo que no hay camino igual para cada uno: este será diferente y vendrá marcado por la experiencia que se vaya adquiriendo, las influencias, la gente y contactos de los que se vaya rodeando, ... que le permitirán orientarse e ir construyendo su propio camino.


Desde mi punto de vista, es una disciplina que permite desarrollar muchas habilidades, muy distintas, y que por eso, tiene cabida mucho tipo de gente, muy distintos perfiles, siempre y cuando les guste e interese el mundo de internet y la tecnología y además, estén dispuestos a aprender todos los días. Os invito a leer el post de Des-aprender que me encanta, me parece realmente acertado.

Algunos de los muchos campos en los que es posible especializarse son...
  • Profesionales técnicos que enriquecen el etiquetado básico de Google Analytics con otras métricas, dimensiones y tagueos,
  • También se pueden adquirir habilidades para manera las distintas herramientas de visualización que permitirá plasmar en un cuadro de mando los principales KPIs de negocio,
  • O se puede evolucionar hasta desarrollar skills propios de un data science para sacar un mayor partido a los datos,
  • Además de ser bueno en temas de arquitectura de sistemas que permitan una mejor y fácil integración de los datos,
  • O ser analista de negocio con capacidad de abstracción para entender los modelos de negocio e identificar objetivos y KPIs,
  • También se puede uno especializar en temas de UX y CRO de tal forma que sea una perspectiva más a partir de la cual incrementar la conversión del sitio web,
  • O centrarse en Redes Sociales, SEO, Adwords, ... etc...


Existen taaaantas posibilidades, tantos caminos por recorrer, y lo mejor de todo, una gran cantidad que no han sido recorridos antes. Me he dado cuenta de que es un campo en el que hay mucho por descubrir, que es una gran oportunidad para toda aquella persona que le guste el cambio, la evolución y el aprendizaje. Sin duda es un camino que desde que lo descubrí no he perdido la ilusión por todas las oportunidades que brinda. Os invito a que leáis una publicación sobre la Evolución del Analista Digital que explica en mayor medida esto mismo que estoy contando.

Pero bueno, no todo es tan bueno ni tan maravilloso. El hecho de que existan tantas posibilidades puede llevar a la persona a perder un poco el norte, pues no es posible llegar a todos ellos.

Entiendo que la propia experiencia, el gusto por algo y una mayor capacidad por algo en concreto, determinará el recorrido y la evolución profesional de la persona.


Además de las distintas especialidades que existen, el camino vendrá fuertemente influido por el sector en el que se encuentre: la perspectiva es muy distinta si se trabaja en un sector mayoritario como es el e-commerce, que en un sitio de medios (contenido), juegos, banca, o una web institucional que brinda servicio al ciudadano.



Otro tema sobre el que quería comentar y que hace referencia a un debate que he visto no sólo está en mi mente sino también en las redes de Twitter: ¿Acaso todo analista debe evolucionar a ser un científico de datos?. Os recomiendo la lectura de este post que me gustó mucho ¿Debe un analista digital evolucionar hacia científico de datos?

En mi opinión, tiene sentido que el rol de analista digital evolucione hacia el de "data science",  que no es más que una forma más avanzada de hacer análisis de los datos digitales al aplicar técnicas estadísticas y disponer de sistemas de tratamiento de información más potentes. Aún así, no hay que perder de vista que es una forma de ir muy por delante de donde van algunas compañías, que aunque no es bueno generalizar, el nivel de madurez en términos de explotación de datos en España es aún bajo.

Algunas organizaciones buscan avanzar hacia ese camino pero han de tener claro que es necesario primero asentar las bases, por ejemplo: con una buena implementación que asegure la correcta recolección de los datos y un análisis avanzado en caso que dispongan de datos de calidad.  Esto que estoy diciendo parece básico pero no lo  es tanto. A las compañías más pequeñas les es más fácil evolucionar y ponerse al día, pero definitivamente, las grandes organizaciones van más despacio. De ahí que el analista digital antes que centrarse en buscar complejas técnicas para el análisis, ha de buscar la calidad del dato y evangelizar a los distintos equipos para que adquieran autonomía en su explotación.

También opino que no ha de ser una evolución orgánica de todo analista digital "per sé". Creo que la figura del "business digital analalyst", que comprende el modelo de negocio y su complejidad, tiene sentido mantenga su rol ya que permite hacer la unión con el negocio, aspecto vital para el logro y éxito de cualquier proyecto.


Y nada, esta es una publicación más bien reflexiva, que ha surgido quizás por el momento personal por el que me encuentro o quizás no... y es que...
Últimamente pienso que trabajar es como nadar: uno nada, nada, avanza, avanza, trabaja en el día a día... pero de vez en cuando es bueno parar, flotar, ver donde estás y hacia donde quieres avanzar.



Queda mucho por hacer, y creo que va a ser muy divertido cuando dentro de 10 años (a saber dónde estaremos pero bueno, supongamos que dentro de este mundo de datos) miremos atrás y veamos en qué punto empezamos y hasta donde hemos llegado, tanto desde el punto de vista profesional como en términos de sacar partido a los datos de las distintas organizaciones😄😁😄😁

Comentarios

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Apufff! A saber dónde estaremos en 10 años, vistos los continuos cambios en esta disciplina, que incluso no sabemos qué ocurrirá el año que viene -el propio Google realiza pruebas casi todos los días!
    Estoy de acuerdo en lo de la calidad del dato -quizás porque es la parte que más toco- ya que muchas empresas frecuentemente se olvidan de que sin un dato real y fiable, de poco sirve el análisis.
    Por último...¿tú también quieres evolucionar hacia data scientist?

    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas, gracias por tu comentario. Pues en ello estoy, viendo, explorando qué es lo siguiente ;)

      Eliminar
  3. Muy interesante tu artículo, Laura. Estoy en proceso de reciclaje porque vengo del sector de la banca y me he enfocado en la analítica web. La verdad es que eres mi fuente de inspiración... y posts como este me ayudan a visualizar el camino... Si puedo, el año que viene haré el master con Gemma Muñoz. Saludos desde Málaga.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

¿Diseñamos un Dashboard con R?

Profundizando en Google Data Studio